Sostenibilidad

Cómo superar la cuesta de septiembre

  • 05 de Ago
  • Lectura de 4 min
  • 4

Llámalo presentimiento, pero creemos que este año no te vas a agobiar tanto con la cuesta de septiembre. Para que lo consigas, te vamos a ayudar a saber cómo reducir los enormes gastos que supone, entre otras cosas, la vuelta al cole y todo lo que ello conlleva. Porque ya sabes lo caros que son los libros de texto, los uniformes, el material escolar… Aun así, tranquilidad: respira y recuerda el presentimiento de que no te vas a agobiar. 

Te aseguramos que se puede llegar con algunos euros al final del noveno mes que te vendrán genial para preparar las navidades o los cumpleaños que tengas por delante. ¡Que sí! Con previsión y calculando bien cada gasto, te vas a poder permitir ir a tomar algo con tus amigos y todo sin tener ni una pizca de remordimiento.  

Usa el mercado de segunda mano

Nadie se libra de tener en casa objetos que nunca ha utilizado o que hace mucho que no usa. Pues bien: súbelo a la app o la web y genera ingresos por esta vía. Pero es que además puedes buscar los libros de texto que necesitarán tus peques sin tener que gastarte una barbaridad. Con todos los anuncios que hay, ¡tómate tu tiempo!

Ahorra y ayuda al ecosistema

De manera indirecta, el participar en la compraventa de objetos de segunda mano es un gesto muy ecologista. Al no fomentar el sistema de producción y consumo, no se tienen que fabricar tantos objetos para cada vuelta al cole, con lo que evitarás más emisiones de CO2 a la atmósfera y pondrás en práctica ese concepto tan molón de la economía circular.

Reduce en otros gastos

Aparte de ser unas semanas tristes por el fin de las vacaciones, la cuesta de septiembre también tiene su cara alegre: es un mes de renovación total. Comienzas con las pilas cargadas para estudiar o trabajar, y para que no se te vayan las energías con quebraderos de cabeza, estas son algunas de las cosas en las que te puedes ahorrar un pellizco cada mes.

Cambia de tarifa de móvil

Por eso da lugar a replantearnos si la compañía de teléfono que tenemos es la que ofrece la tarifa más barata. Haz un pequeño estudio de las compañías telefónicas, revisa cuál se ajusta mejor a tus necesidades (si eres más de llamadas o de datos móviles) y ofrece el precio más razonable.

Quítate complementos de la tv

Si te gusta el fútbol, igual te pasa que finaliza La Liga y ya no pones esos canales en unos meses. ¡Pues quítatelo! Eso que ahorras lo puedes volver a reinvertir de nuevo en el mismo paquete, o buscar alternativas (como cambiarte de operadora). Es más cómodo no hacer nada, ¿pero ahorrar también, no?

Usa la fuerza de voluntad

Al más puro estilo de Star Wars, la fuerza (de voluntad) puede ser tu mejor aliada para recortar en gastos. No hace falta necesariamente ir al gimnasio para estar en forma. En su lugar, puedes practicar deporte al aire libre. Y si algún día no te apetece ponerte a cocinar, evita salir a comer fuera y mira opciones más económicas (como comprar algo en el súper).

Le tendrás que dedicar un poquitín de tiempo a cada cosa, pero seguro que cuando veas las facturas a principios de octubre, darás saltos de alegría (además de dormir genial por haber ayudado con tu pequeño gesto al planeta). ¿Qué te va a impedir disfrutar de la cuesta de septiembre?

Recuerda:

  • – Usa el mercado de segunda mano tanto para comprar libros de texto, como para vender objetos y sacarte ingresos extra.
  • – Recorta en todo lo que puedas: cambia de tarifa de móvil o de luz, elimina paquetes de tv, haz deporte al aire libre en lugar de ir al gimnasio…
  • – Apostar por la segunda mano te permite ser más ecológico y, a la larga, se notará en tus facturas (prometido).
En septiembre ya no hay cuestas
Product Image

Libros de texto

de segunda mano En toda España
Product Image

Material escolar

al mejor precio En toda España
Product Image

Las tablets más económicas

para estudiantes En toda España
¡Vota! ¿Qué puntuación le das a este post?
Click to rate this post!
[Total: 1 Average: 4]
Comparte esta publicación

También podría interesarte: